Consumo de krokodil por vía oral en España: a propósito de un caso

OurBlog

3 marzo, 2017

Consumo de krokodil por vía oral en España: a propósito de un caso |

El consumo de krokodil provoca graves secuelas, a nivel cutáneo, produce una necrosis y gangrenación del tejido sanguíneo, provocando hemorragias y ulceras entre otros, muscular y en los huesos, los cuales se van degenerando. El inicio de su consumo se da en Rusia, Ucrania y Georgia pero está creciendo una creciente preocupación ya que están apareciendo casos en el norte de Europa, y por primera vez, en España. El consumo de esta droga suele estar ligado a niveles económicos bajos, ya que el kokrodil o desomorfina se puede hacer en el domicilio de manera muy sencilla. Mediante medicamentos que contienen codeína producen la desomorfina, es un potente opioide agonista con mayor toxicidad y un poder analgésico entre 5-10 veces mayor que la morfina (Eddy y Howes, 1935) y hace efecto a los dos minutos con una duración total de 60-90 minutos.

Las consecuencias del consumo de esta droga son físicamente y psicológicamente muy graves. Se puede consumir por vía oral o la parenteral, esta última es la que conlleva consecuencias más graves. Entre las consecuencias psicológicas de su consumo se hallan la rápida dependencia a esta sustancia, un notable daño neurológico, trastornos del habla, pérdida de habilidades motoras, alteraciones en la memoria, en el estado de ánimo e incluso episodios psicóticos (Maituk, 2014). Existe una elevada tasa de mortalidad debido a sus graves consecuencias ya mencionadas.

En el caso que se comenta es un varón de 34 años, que acudió a un Centro de Intervención de Baja Exigencia (CIBE) de Castellón de la Plana, no hay antecedentes médicos notorios. Ha consumido cannabis y cocaína entre otros, actualmente presenta un trastorno por consumo de benzodiacepinas y cocaína junto con heroína inhalada. El paciente acude a consulta ya que ha consumido krokodil disuelto con una bebida con cafeína. Describe picores por todo el cuerpo, un incremento de temperatura en el estómago que ascendía hacia la cabeza, sudoración, alteraciones en el ritmo respiratorio con un manifiesto enlentecimiento, dolor de cabeza y una marcada sensación de  relajación y analgesia en el resto del cuerpo. En cuanto a la afectación psicológica el paciente no dice presentar alteraciones de juicio grave aunque si una ansiedad moderada y leve despersonalización.

Este caso provoca preocupación ya que ahora parece que el consumo de krokodil ha llegado a España, por lo que la sanidad debe estar atenta por si surgen casos de consumo.

 

Escribano, A. B., Negre, M. T. B., Orenga, G. C., Monfort, S. C., Peiró, F. A., Zapatero, S. M., & Cortés, G. H. (2016). Consumo de krokodil por vía oral en España: a propósito de un caso. Adicciones28(4), 242.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies