ABORDAJE DE LA CODEPENDENCIA

OurBlog

11 junio, 2018

ABORDAJE DE LA CODEPENDENCIA |

Existen cuatro tipos de codependiente:
– Directo: le facilita la droga, dinero o el lugar para consumirla. Es el que más difícil
resulta en la intervención.
– Indirecto: Se manifiesta contrario a la adicción, aunque le protege y evita que se
responsabilice de sus actos.
– Tolerante: Adopta el papel de sufridor. Solo observa cómo su familiar se autodestruye
y trata de extraer lo positivo que aún queda de él.
– Perseguidor: está comprometido en controlar la conducta autodestructiva.
La intervención a través de la Psicoterapia Interpersonal consiste en reconstruir la
identidad dañada del codependiente y aumentar su autoestima, reconocer sus
emociones, favorecer su autoconcepto positivo y su asertividad.
El terapeuta juega un papel activo, apoyando y posicionándose de lado del paciente. Las
estrategias que se utilizan se clasifican en tres fases:
– Fase 1: se lleva a cabo un compromiso terapéutico, y se trabaja la relación de la
codependencia con la historia interpersonal. A continuación se establecen los
objetivos del tratamiento.
– Fase 2: Se trabaja sobre cuatro áreas problema que están asociadas a la codependencia.
Estas son el duelo, las disputas personales, déficit interpersonales y transiciones de rol.
– Fase 3: Finaliza la relación terapéutica, y se refuerza la autonomía del paciente.
BIBLIOGRAFÍA
Mansilla Izquierdo, F. (2002). Codependencia y psicoterapia interpersonal.Revista de
la Asociación Española de Neuropsiquiatría, (81), 9-19.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies